Blog

Share Post:

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
close up of peacock

Hace ya más de 5.000 años el Ayurveda aseguró que envejecemos porque dudamos de nuestra capacidad de sanar y perdurar. Este sistema médico completo que consta de 8 ramas (ashtangas) o áreas de especialización, dedica una de ellas, el Rasayana, al rejuvenecimiento de los tejidos.

Según el Ayurveda, las enfermedades se manifiestan cuando hay un exceso de toxinas almacenadas en los tejidos, y el primer paso para remediarlo es expulsarlas. Esto se hace mediante un tratamiento de Panchakarma, el detox tradicional del Ayurveda. Mediante éste, las toxinas que estaban profundamente asentadas suben hasta el sistema digestivo desde donde se expulsan con diferentes acciones. Y sin estos tóxicos ya es posible nutrir y rejuvenecer el organismo.

Tal vez no puedas permitirte el lujo de desconectar los 28 días que dura un Panchakarma tradicional, pero seguro que podrás incluir en tu rutina diaria algunos de los siguientes consejos:

*para eliminar toxinas y mantener un buen fuego digestivo, o metabolismo, toma a diario una taza de una infusión hecha de semillas de comino, coriandro e hinojo a partes iguales. Si notas pesadez o indigestión tómala después de cada comida.

*suprime los alimentos procesados siempre que te sea posible, ya que no contienen fuerza vital (prana) y sólo aportan la energía de la pesadez y el estancamiento (tamas).

*toma alimentos ricos en antioxidantes, como el broccoli y sus germinados, bayas, granadas, uvas rojas, té macha, moringa, amla, semillas de sésamo negro (nigela sattva)…

*alinéate con los biorritmos de la naturaleza: despierta con la salida del sol, toma la comida más abundante al medio día y cena ligero (una crema de verduras sería la cena ideal), ves “cerrando” el día a medida que va oscureciendo, y acuéstate sobre las 10 de la noche.

*ayuna un día (o medio si no te es posible) a la semana, para darle la oportunidad a tu sistema digestivo de descansar y gestionar los alimentos mal digeridos o estancados.

*practica con regularidad yoga, meditación y control de la respiración (pranayama) para mantener el cuerpo y la mente flexibles y el estrés a raya. No es ningún secreto que el estrés es el precursor de la mayoría de las enfermedades. Unas suprarrenales estresadas impiden que todos los demás órganos realicen su función eficazmente, por muy bien que te alimentes. Y si además no puedes descansar bien no hay oportunidad de recuperarte. Aunque vivimos en una sociedad marcadamente rajásica (donde predomina la energía del movimiento, la rapidez y el cambio) es fundamental hacer una pausa para respirar y considerar los efectos a largo plazo de suscribirte a la nueva tendencia del fast living (vivir deprisa)

*toma un rejuvenecedor ayurveda, como el Chavanaprash, un multivitamínico no sintético elaborado con alimentos tan nutritivos como el ghee, la miel, amla, ashwaganda… Si además lo tomas con un poquito de leche de vaca ecológica tibia, ésta actúa como potenciador de sus efectos y ayuda a la asimilación de nutrientes.

Espero que estos consejos te sean de ayuda para empezar. Seguiremos explorando este tema.

lokah samastah sukhino bhavantu                                                                                                                           

 que todos los seres sean felices y tengan paz

Stay Connected

More Updates

Gema

Un curso súper completo y precioso: alimentación, rutinas, masajes, meditación.El más completo de todos los que he hecho.Irene tiene un amplísimo conocimiento del Ayurveda que

Yolanda

De La Garrotxa – “Encontrar a Irene ha sido un regalo de la Vida. Después de años con problemas crónicos, como fatiga crónica y fibromialgia

Meri

De Barcelona – “… estuve experimentando este desequilibrio durante unos años, probando diferentes cosas que nunca dieron resultado… Afortunadamente, conocí a Irene y supe desde